Luz de Encuentro es el resultado de un emprendimiento familiar que nació espontáneamente en el 2013. Creemos que el proceso de cambio y crecimiento es constante, y es por eso que siempre seguimos explorando nuevas formas y aromas. 
Nuestras velas son 100% de cera de soja natural y de producción artesanal. Además utilizamos fragancias de laboratorio de primera calidad, porque creemos que la buena materia prima hace la diferencia. Pero por sobre todo, intentamos lograr aromas icónicos, que se diferencien de los ya conocidos pero a la vez sean reconfortantes, clásicos reversionados que se vuelvan parte de tu vida cotidiana y generen una experiencia única.